Productos De Limpieza Morguefile

Cuidado con los productos de limpieza

Después de los medicamentos, los productos de limpieza constituyen la causa más frecuente de intoxicación infantil. Estos accidentes suelen producirse en niños menores de 3 o 4 años, especialmente en la cocina, donde, por lo general se guardan estas sustancias.

Los niños pequeños están continuamente explorando su entorno, lo que hace que jueguen con todo lo que está a su alcance, abriendo frascos o aprovechando que el envase está abierto mientras se limpia la cocina o el baño para ingerir su contenido.

La lejía, las pastillas para el lavavajillas, los friegasuelos y los detergentes para el lavado de la ropa son, junto con los pesticidas, los insecticidas o los artículos para el mantenimiento de la casa o el jardín, los productos que con mayor frecuencia están implicados en este tipo de situaciones, según recuerda el Comité de Seguridad y Prevención de Lesiones No Intencionadas en la Infancia de la Asociación Española de Pediatría (AEP). Dejarlos en lugares accesibles, como debajo del fregadero, o sacarlos de su envase original para guardarlos en una botella de agua o de refresco son prácticas que facilitan estas intoxicaciones.

¿Qué lesiones producen?

Por lo general, muchos productos de limpieza caseros son poco tóxicos y, además, debido a su mal sabor, los niños se suelen tragar cantidades mínimas que no causan problemas importantes.

Sin embargo, algunas veces queman y pueden producir lesiones en la boca, la garganta o la piel, sobre todo si son cáusticos. Los síntomas más frecuentes son el aumento del babeo y la aparición de vómitos o dolor de garganta con dificultad para tragar, y en los casos más graves pueden aparecer lesiones más importantes, provocando problemas para respirar o dolor en el pecho o la barriga.

Como indica la AEP desde la plataforma En Familia, la mayoría de las intoxicaciones por productos del hogar podrían evitarse fácilmente llevando a cabo algunas medidas preventivas:

  • Guardar los productos de limpieza inmediatamente después de utilizarlos para evitar que el niño pueda cogerlos en un momento de distracción.
  • Guardar estos productos en lugares de difícil acceso para los niños, como armarios de mayor altura, bajo llave o con un cierre de seguridad.
  • No dejar los productos de limpieza a la vista de los niños, especialmente si tienen colores llamativos.
  • No guardarlos en envases diferentes del original ni, sobre todo, en botellas de agua o refrescos, ya que esta práctica puede confundir a los más pequeños.
  • Tener el menor número de productos de limpieza necesarios y deshacerse de los sobrantes, especialmente si son más tóxicos y de uso poco frecuente, como los plaguicidas.
  • Comprar productos del hogar con tapón de seguridad.
  • Educar al niño sobre las normas de conducta, haciéndole ver que esos productos no son para su uso.
  • Facilitar esta información a las personas con las que el niño pase parte de su tiempo, como los abuelos u otros cuidadores, con el fin de que puedan aplicar estas medidas de precaución también en su domicilio.

¿Qué hacer si un niño ha podido intoxicarse con un producto de limpieza?

  • Conservar la tranquilidad.
  • No provocar el vómito.
  • Inicialmente no es recomendable beber agua o leche hasta que la situación sea valorada por un profesional, ya que su utilidad depende de los componentes del tóxico.
  • Quitar al niño la ropa que esté manchada con el producto tóxico.
  • En caso de contacto con los ojos o con la piel, lavar con abundante agua.
  • Conservar el producto responsable de la supuesta intoxicación para poder identificarlo posteriormente.
  • En caso de duda, consultar por teléfono con el Instituto Nacional de Toxicología (915 620 420), el Servicio de Emergencias (112) o un centro sanitario, desde donde le indicarán la actuación inicial a seguir.

¿Cuándo acudir a un centro sanitario?

  • Si tiene la sospecha de que el niño ha podido intoxicarse con algún producto del hogar y presenta mal aspecto o algún síntoma.
  • Si, tras ser valorada la situación por un profesional, éste le indica que vaya a un centro sanitario.
  • Siempre que tenga una duda y no la haya podido resolver telefónicamente.

Imagen: morguefile.com

Eva Cañas

Eva Cañas

Periodista por vocación. Me gusta contar cosas, y si ayudas a alguien con ello, mucho mejor.
Eva Cañas

Latest posts by Eva Cañas (see all)

This Post Has One Comment
  1. Yo estoy intentando reducir al máximo los productos químicos de limpieza y estoy buscando alternativas más ecológicas y menos dañinas tanto para el ecosistema como para toda la familia…..el bicarbonato, el vinagre blanco y el limón son algunos ejemplos de productos que se pueden usar….yo desde luego estoy más tranquila y sé que mis hijos no se van a intoxicar por chupar un limón 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Search